El libro Durmiente https://ellibrodurmiente.org Blog en el que realizamos reseñas literarias, presentamos las novedades editoriales y conocemos a sus autores. Fri, 21 Jan 2022 06:59:09 +0000 es hourly 1 https://ellibrodurmiente.org/wp-content/uploads/2020/04/cropped-icono-eld-32x32.png El libro Durmiente https://ellibrodurmiente.org 32 32 El hijo del siglo – Antonio Scurati https://ellibrodurmiente.org/el-hijo-del-siglo-antonio-scurati/ https://ellibrodurmiente.org/el-hijo-del-siglo-antonio-scurati/#respond Fri, 21 Jan 2022 06:59:09 +0000 https://ellibrodurmiente.org/?p=19691 Reseña realizada por Pedro Blanco.

Dadles el esplendor de la violencia a estos ciudadanos de una inescrutable metrópolis moderna, de su densa y feroz oscuridad, a estos hombres abrumados por una existencia que no entienden, dad un cohete trazador luminoso a su deseo sangriento de luz, dadles un destino y os seguirán” (Scurati)

Antonio Scurati ha escrito una obra monumental de más de ochocientas páginas, la primera de una trilogía que puede devenir en tetralogía, sobre Mussolini. La obra obtuvo el premio Strega, el máximo galardón literario italiano.

Estamos ante una biografía novelada o novela documental. En rigor, no es una biografía canónica propiamente dicha. Tampoco una novela fruto de la ficción. El autor avisa: “los hechos y personajes de esta novela documental no son fruto de la imaginación del autor. Por el contrario, todos y cada uno de los acontecimientos, personajes, diálogos o discursos narrados aquí están documentados históricamente y/o lo debidamente atestiguados por más de una fuente”.

El libro tiene, por tanto, el rigor de una biografía histórica (contenido) y está narrado al modo de una novela (forma). El autor utiliza citas reales, reproduce fragmentos de cartas, noticias de prensa o discursos parlamentarios. Y al tiempo, dispone una narración que fluye con la belleza de la buena literatura. Así, Scurati pergeña una obra peculiar, novedosa, creativa. Todo un acierto.

El libro no recoge los primeros años de la vida de Mussolini. Ni su infancia ni su adolescencia ni su juventud socialista. Mussolini ya es un joven fascista de veinticinco años al inicio del texto.

La historia se inicia el 23 de marzo de 1919, fecha de la fundación de los fascios de combate, y concluye el 3 de enero de 1924. Mussolini, ya ha superado la treintena, ha ganado las elecciones con el 64,95% de los votos y da por zanjado el caso del asesinato de Matteotti. El libro termina, pues, a las puertas de la dictadura fascista que duraría veinte años más.

Los capítulos fluyen a velocidad de reacción. Cada capítulo, un año. Avanza el libro y la trama a medida que se van produciendo los acontecimientos. Si a esto le añadimos que Scurati escribe en presente, obtenemos un estilo periodístico que nos acerca a los hechos y nos hace vivirlos como si los desconociéramos, nos hace partícipes de una historia trepidante, la Historia.

Muy interesante son los métodos que utiliza el fascismo para alcanzar el poder: mentiras, insultos, intimidaciones, amedrentamiento, violencia, asesinato. Dice el fascista Luigi Freddi: “el puñetazo es la síntesis de la teoría”.

¿Y cómo es posible, más allá de los métodos mencionados que el fascismo fuera votado masivamente por el pueblo? Por una combinación de la ineptitud de los políticos y partidos parlamentarios, el apoyo de la Iglesia, del rey Víctor Manuel III, de los intelectuales (Pirandello, Malaparte, Benedetto Croce) y por la frivolidad y banalización, cuando no apoyo directo, de la prensa y la política internacionales.

Finalmente, ¿de qué hablamos cuando hablamos de fascismo? Dice Mussolini que los fascistas son antidoctrinarios, problemáticos, dinámicos. No son republicanos, ni socialistas, ni demócratas, ni conservadores, ni nacionalistas. Son una síntesis de todas las afirmaciones y todas las negaciones. Los fascistas, dice Mussolini, no tienen ideas preconcebidas, su única doctrina son los hechos.

El hijo del siglo es un libro memorable.

]]>
https://ellibrodurmiente.org/el-hijo-del-siglo-antonio-scurati/feed/ 0
¿Qué es el amor? https://ellibrodurmiente.org/que-es-el-amor/ https://ellibrodurmiente.org/que-es-el-amor/#comments Thu, 20 Jan 2022 06:58:28 +0000 https://ellibrodurmiente.org/?p=19697 “Notas de Lluvia” por Aysha Singing In The rain.

Y a los buenos días, gentecilla de las redes. Hoy, pero sin que sirva de precedente, la que va a abonarse a Radio Nostalgia un ratito voy a ser yo. Y es que, en estos tiempos que corren, en los que el compromiso está tan en desuso que hay a quien ni le suena la palabra, curiosamente, todos creemos tener una idea muy fidedigna de lo que es el amor. Y esa idea está abalada por la misteriosa universidad de los sobrecitos de azúcar. Como ya he comentado en alguna ocasión, todos tenemos muy claro qué debemos elegir en base a esos memes que infestan las redes a la voz de <<¡Quédate con…!>>. Pues bien, yo quiero quedarme con alguien que me quiera tal que así:

Cuando te conocí, ya no salías
con el primero que te había abandonado.
No vale la pena hablar
de aquellos años pasados…

Alguien que no cuestione mi pasado pero tenga en cuenta que influirá en lo que hoy soy.

Cuando te conocí, ya no salías
con aquel chico casado
que te prometía que la dejaría
y todavía no se había divorciado.

Alguien que acepte que soy humana y, por tanto, cometo errores y tengo carencias.

Cuando te conocí,
salías con un amigo de los pocos que tenía;
eras lo mejor de su vida,
pero fuiste lo mejor de la mía.

Alguien que entienda que lo sentimientos no siempre pueden controlarse.

Cuando te conocí,
miré por un agujero en tus pantalones;
y, dos años después,
ya tomabas todas las decisiones.

Alguien capaz de negociar y ceder, así como de pedirme lo que quiere y necesita.

Cuando te conocí,
te reconocí por tus botas;
y, mientras tomabas tequila,
dejamos atrás dos almas rotas.

Alguien con quien conectar de verdad.

Cuando te conocí,
me dijiste que, por mí, no ibas a cambiar;
ibas a seguir siendo igual,
ibas a seguir siendo igual.

Alguien que me acepte y me quiera como soy.

Y, en el fondo, es tan hondo mi dolor,
porque me voy y no se puede cambiar
de corazón como de sombrero
sin haber sufrido primero.

Alguien que también haya sentido y vivido.

Y, en el fondo, es tan hondo mi dolor,
porque me voy y no se puede cambiar
de corazón como de camisa
sin perder la sonrisa.

Alguien que, acabe como acabe, no termine dando la sensación de que todo le importa un pito.

Andrés Calamaro, en mi opinión, retrató de lujo el amor real en este tema, Cuando te conocí. El amor tiene que pegar fuerte, sin llegar a ser tóxico; sacar lo mejor de nosotros y hacernos mejores de lo que somos individualmente; hacernos entender que, sin dejar de ser nosotros mismos, tenemos que hacer concesiones y ser capaces de pasar por algunas cosas sin aguantarlo todo a cualquier precio. Tiene que ser intenso pero sensato; hoy por ti, mañana por mí y siempre por nosotros; incontrolable a veces, pero también sólido; mágico y real; empático y asertivo; físico, químico y espiritual; creciente, plástico y estable… Sano. Libre. Completo. Real. Pero, por encima de todas las cosas, el amor no se elige. Se decide darle alas o enterrarlo, pero no sentirlo o sufrir su ausencia. Nos encanta creer que tenemos el control y está bien asumirlo en la medida de lo posible; pero, sin olvidar, que somos simples mortales y que hay cosas que se nos escapan. Y menos mal, ¿no?

Buenos y románticos días.

]]>
https://ellibrodurmiente.org/que-es-el-amor/feed/ 2
El pañuelo del naturalista https://ellibrodurmiente.org/el-panuelo-del-naturalista/ https://ellibrodurmiente.org/el-panuelo-del-naturalista/#comments Wed, 19 Jan 2022 06:35:04 +0000 https://ellibrodurmiente.org/?p=19700 “Eureka” por Miguel Ángel Pérez Oca.

          El capitán FitzRoy del HMS Beagle era un hombre muy creyente. En su camarote podríamos haber encontrado instrumentos de navegación, mapas, pero un solo libro: la Biblia. Impaciente, paseaba por cubierta hecho un manojo de nervios.

          -Vamos a perder la marea y no podremos zarpar hasta dentro de 12 horas si Charly no regresa de una vez de esa maldita isla.

          Afortunadamente, una chalupa surgió por entre los arrecifes y se dirigió al navío de Su Majestad, mientras, a la orden del capitán, comenzaban a oírse las voces de mando a los gavieros, a los servidores del cabestrante que hacían girar para recuperar el ancla, y a los timoneles.

          -Gracias a Dios, ya está aquí nuestro naturalista. Seguro que viene mareado y con unos cuantos bichos para su colección – murmuró FitzRoy, mientras un joven demudado por el mareo era ayudado por los marinos a subir al barco varias jaulas.

          -Perdone, capitán – decía, conteniendo a duras penas las náuseas -, me he entretenido capturando este pájaro maravilloso.

          -¿Maravilloso? – preguntó el capitán con cierto aire de burla – Pero si es un pinzón, un vulgar y triste pinzón. Y ya tiene usted más de 10 jaulas llenas de esos malditos bichos…

          -Pero, señor, cada uno procede de una isla distinta y ellos también son diferentes. ¿Ha visto la forma y tamaño de sus picos? ¿Y sabe por qué son distintos? Porque sus alimentos también lo son. Éste, por ejemplo se alimenta de esto.

          Y sacando de un bolsillo un pañuelo verde, lo extendió ante el capitán, mostrando unas cuantas flores de cactus.

          -¿Y qué? – preguntó el jefe.

          -Pues que cada raza de estos pájaros tiene el pico adaptado a su alimento habitual. Éste liba el néctar de las flores de cactus. Pero abajo tengo otros que comen semillas, insectos y hasta chupan sangre de aves marinas. Y cada uno tiene el pico más adecuado a su alimento.

          -¿Y qué?- repitió el capitán -. A cada cual la Providencia Divina ha dado la mejor herramienta para alimentarse.

          Pero el joven naturalista negaba lentamente con la cabeza.

          -No, señor. Todos estos pájaros descienden de un mismo grupo primitivo, llegado hace muchos años del continente. Pero la Naturaleza seleccionó a sus descendientes según los alimentos que encontraron en las distintas islas.

          -¿Cómo es eso?

          -Pues imagine usted que una pareja tiene varias crías. Una de ellas será la que, por ejemplo, tenga el pico más grande y fuerte para partir semillas. Se alimentará mejor que sus hermanos y se reproducirá más; y sus crías heredarán esta característica, prevaleciendo entre ellas las mejor dotadas. Es lo que se llama Selección Natural… Así han ido surgiendo todas las especies animales durante millones de años; incluidos nosotros que, seguramente, venimos del mono.

          FizRoy enrojeció de ira.

          -Jovencito, no consiento que, en mi presencia, proclame usted esa clase de opiniones sacrílegas. ¡El hombre fue creado por Dios!

          Y el joven naturalista Charles Darwin aprendió ese día algo muy importante: Reservaría sus conclusiones para la gente culta de la Universidad.

]]>
https://ellibrodurmiente.org/el-panuelo-del-naturalista/feed/ 1
172. Presentación de “El Fausto de Goethe. Análisis simbólico y filosófico” por Juan Manuel de Faramiñán Fernández-Figares el 13 de enero de 2022 https://ellibrodurmiente.org/172-presentacion-de-el-fausto-de-goethe-analisis-simbolico-y-filosofico-por-juan-manuel-de-faraminan-fernandez-figares-el-13-de-enero-de-2022/ https://ellibrodurmiente.org/172-presentacion-de-el-fausto-de-goethe-analisis-simbolico-y-filosofico-por-juan-manuel-de-faraminan-fernandez-figares-el-13-de-enero-de-2022/#respond Tue, 18 Jan 2022 10:17:50 +0000 https://ellibrodurmiente.org/?p=19688 El 13 de enero de 2022 tuvo lugar la presentación de la obra El Fausto de Goethe. Análisis simbólico y filosófico a cargo de su autor, Juan Manuel de Faramiñán Fernández-Fígares.

La brillante exposición dio comienzo con un recorrido autobiográfico del autor y su conexión con la obra Fausto de Goethe. Juan Manuel hizo un relato de su relación con este libro a modo de proceso el cual inició, de forma semiinconsciente, en su adolescencia y finalizó con la elaboración de una tesis doctoral dirigida por Diego Sánchez Meca, Catedrático de Filosofía Contemporánea de la UNED en Madrid.

El ensayo está estructurado en tres grandes bloques o capítulos. El primero de ellos dedicado a la Naturaleza, en el que se aprecia la influencia panteísta-monista que pone en conexión el conjunto con la unidad. Este aspecto en Goethe se constituye como la capacidad de armonizar los aparentes contrarios. En este ejercicio se sintetizarían el estudio y la vivencia se configura como una actitud ante la vida. Para Goethe no pasó desapercibida la ciclicidad del universo en su continuo movimiento de expansión y contracción. A escala humana, se expresarían un proceso de transformación, como consecuencia de las acciones de destrucción y construcción, dotándole a todo ello de un sentido de avance en lo particular y, como consecuencia de ello, del Todo como suma de dichas individualidades.

El segundo apartado está dedicado al ser humano en relación consigo mismo. Para ello, Goethe se sirvió de unos personajes que, en última instancia, representan aspectos de una misma identidad: Fausto, Mefistófeles (daimon que nos impele a la acción), Margarita (relacionada con el mundo instintivo), Elena (relacionada con el mundo emocional) y Madre Gloria (a la que accede Fausto, hacia el final de la obra, una vez que ha tomado conciencia de sí mismo y de los demás).

El último apartado dedicado a la ética. Fausto de debate entre lo más excelso y lo más pérfido del ser humano inmerso en una fricción constante consigo mismo. Siendo así, su acción posibilita el desarrollo conciencial. Su persistencia le impela a ser persona por encima de las circunstancias. Juan Manuel refiere que, para este capítulo se ha basado en la percepción autocrítica nietszcheana, aceptando que las cosas son y no son al mismo tiempo.

Juan Manuel finalizó el acto con la firma de libros a unos asistentes encantados por la profundidad y agilidad de su pensamiento

]]>
https://ellibrodurmiente.org/172-presentacion-de-el-fausto-de-goethe-analisis-simbolico-y-filosofico-por-juan-manuel-de-faraminan-fernandez-figares-el-13-de-enero-de-2022/feed/ 0
Entrevista a Paqui Bernal, autora de “La mirada vaciada” https://ellibrodurmiente.org/entrevista-a-paqui-bernal-autora-de-la-mirada-vaciada/ https://ellibrodurmiente.org/entrevista-a-paqui-bernal-autora-de-la-mirada-vaciada/#respond Mon, 17 Jan 2022 14:15:33 +0000 https://ellibrodurmiente.org/?p=19684 Nacida en Andalucía, muy pronto trasladó su residencia a Madrid y realizó sus estudios de Filología Románica y Anglogermánica en Valencia. Actualmente reside en Barcelona, donde ha desarrollado la mayor parte de su carrera como profesora de inglés.

En abril de 2021 nos sorprendía con su primera novela publicada, aunque no se trataba de su primer trabajo. Previamente ya habían visto la luz:

“Tres devociones” (en la antología “Plan de viaje”. 20 voces trasatlánticas”, México)

“Un barrio popular” (en el fanzine “28 caracteres”, Barcelona)

Artículos en prensa nacional, y un opúsculo sobre la didáctica de las lenguas.

También es autora de la novela inédita “El silencio de los niños”.

Ha cursado el Itinerario de Novela en la Escuela de Escritura del Ateneo Barcelonés y es Máster en Creación Literaria por la BSM de la Universidad Pompeu Fabra.

Entrevista realizada Mar Calderón Bañegil para ELD.

Hasta aquí el currículum, pero ¿quién es Paqui Bernal, cuáles son sus aficiones, intereses, gustos literarios…?

Me interesa la sociología, la pintura, la política, la música, mil cosas en realidad. Siempre he adorado las lenguas, por ejemplo. Pero según va pasando el tiempo me doy cuenta de que me alejo cada vez más de las opiniones -del mundo de las ideas- y que prefiero valorar lo que sucede a nuestro alrededor desde la perspectiva de las relaciones personales, de las emociones. Aunque puede que una de las causas sea mi debilidad por la literatura.

Dices en el prólogo de  LA MIRADA VACIADA que “a pesar de las lecciones ásperas durante aquellos años de formación en la escritura, aprendimos mucho”. ¿Hasta qué punto ha sido importante para tu escritura el paso por los diferentes cursos de creación literaria? ¿El escritor nace o se hace?

Creo que hay unas docenas de figuras en la literatura que indudablemente poseían o poseen un don innato para escribir. Para el resto de mortales es vital tener acceso a la lectura -y acompañamiento en ella- desde niños, imitar lo que se lee, y más adelante dedicar muchas energías a los propios textos para rehacerlos. En ese sentido, mis cinco años de formación en Narrativa en el Ateneo y los estudios del Máster en Creación Literaria fueron cruciales para aprender a pulir mi estilo.

En la primera página de tu novela nos obsequias con un poema de Luis Cernuda, ¿qué escritor o qué libro han influido en tu trabajo como autora?

Bueno, como profesora de Literatura, tú debes saber, Mar, que es muy difícil elegir un solo autor o una obra, porque a menudo una misma no es capaz de recordar todas sus fuentes ni acaba de ser consciente de sus modelos.

Sí puedo nombrar a escritores -o debería decir escritoras, puesto que muchas son mujeres- con los que disfruto: Chimamanda Adichie, Almudena Grandes, Pablo Neruda, Miguel Hernández, Elisabeth Strout…

¿Antes de escribir planificas la historia al detalle?¿O la dejas surgir sobre la marcha?

Antes de empezar a escribir tengo una idea de lo que me interesa transmitir y hago un bosquejo de la historia en una página (más o menos), aunque luego puede ser que cambie el orden cronológico, el narrador o narradores, y casi todo, jaja. Muchos narradores explican cómo hay personajes que van cogiendo fuerza y otros que se van apagando. Y puede que uno de ellos se fagocite a otro -exagero un poco, claro- o que lo haga brillar. En cierto modo como las personas, ¿no?

Suele afirmarse que la elección del título es una de las decisiones más importantes que debe tomar un escritor; el título (junto con la portada) es lo primero que los lectores perciben. En tu caso LA MIRADA VACIADA ¿fue una elección difícil o surgió incluso antes que la propia historia?

No surgió antes que la historia, sino a raíz de las sensaciones que me causó la redacción de la escena que yo considero un punto de giro esencial: cuando la madre, Emma, se hace cargo del tipo de relación que su hijo mantiene con Sameentha. Era esa imagen lo que mejor la describía. Y dudé sólo unos días entre “mirada vacía” o “mirada vaciada”. En mi caso fue una de las decisiones más fáciles, no sé si acertada…

Cuéntanos cómo se gestó la idea de tu novela. ¿Te inspiró alguna persona o alguna situación en particular?

Lo que me motivó a escoger esta temática fue un caso de acoso sexual que se había dado en uno de mis grupos de Inglés (soy profesora de adultos en EOI) por parte de un varón sobre una chica asiática.

Pero ¿por qué ocultarlo?: la razón práctica para enredarme en una segunda novela, que es una tarea ingente (a diferencia de los cuentos), fue el requisito de entregar un texto acabado en el Máster de Creación Literaria. Por supuesto, a medida que me adentré en el relato, me fue conquistando y empezó a crecer y crecer. No hay duda de que los relatos tienen vida propia.

Has afirmado que “las historias no son otra cosa que trocitos de vida”.  ¿Cuánta realidad autobiográfica hay en LA MIRADA VACIADA?

Cuando defino las historias como “trocitos de vida”, me refiero a la vida de todos, a las cosas que les ocurren a tus amigos, a tus familiares, a tus vecinos, a personajes famosos. No tienen por qué basarse en la vida del autor, a pesar de que la autoficción esté muy de moda, como sabes.

Describes de manera muy real. ¿Puedes explicarnos cómo fue la fase de documentación?

Pues más que una fase fue un gran dolor de cabeza. Un trabajo muy arduo, porque la protagonista es angloíndia y yo sabía poco de las religiones de su país de origen (un elemento importante en la obra). Y, por otra parte, los protagonistas son mucho más jóvenes que yo y se relacionan de una forma muy distinta a mí, en el plano personal y en el sexual -y éste último tiene un gran peso en la historia-.

En tu novela, Sameentha es una mujer dominante que goza ejerciendo el poder sobre los hombres, ¿tiene algo de feminista la dominación?

Lo cierto es que, durante el periodo de documentación, me sorprendió descubrir que hay mujeres que lo consideran así. Yo en cambio opino que todo lo que tenga que ver con dominación resta a las personas, ya sea la que suelen ejercer algunos hombres o ésta a la que se entrega mi personaje. Creo que el feminismo debe implementarse por otras vías, poco ganaremos si sustituimos el dominio masculino por el de la mujer.

A este respecto, encontramos en tu novela escenas “subidas de tono” descritas de manera sugerente, excitante, sensual. Escribir una escena de sexo es complicado. ¿Cómo se consigue mantener la compostura para no caer en lo procaz?

Es un ejercicio de equilibrio nada fácil. A decir verdad, yo no lo había intentado nunca y algunos de mis compañeros en los estudios de Escritura se negaban a hacerlo, y no porque fuesen personas reprimidas ni nada por el estilo.

Además creo que elegir bien las palabras de una escena erótica es aún más difícil hoy en día, en que los “mass media” y hasta nuestro registro a la hora de hablar están tan sexualizados. Era delicado, la verdad. Espero haber esquivado la “procacidad”, como tú muy bien lo llamas.

En LA MIRADA VACIADA abundan las expresiones y comentarios en inglés que contribuyen a la caracterización de la protagonista. Podríamos ver aquí la influencia de tu faceta de profesora en tu actividad literaria. ¿De qué manera influye la Paqui profesora en la Paqui novelista?

Es algo que me encanta y lo cierto es que me vino como anillo al dedo que Sam fuese medio inglesa, jaja. Tenía que frenarme para utilizar únicamente anglicismos de uso común o al menos conocidos. De hecho, si tuviese tiempo, me gustaría hacer lo contrario, traducir la novela jugando a poner españolismos en boca de Pablo. Sería divertido.

Pablo y Sameentha experimentan una evolución a lo largo de la novela y, en este sentido, cabría considerar LA MIRADA VACIADA como una novela de formación. ¿Hay algún tipo de voluntad didáctica en ella?

Supongo que es difícil para alguien que es profesora y madre sustraerse a la tentación de dejar que se cuele en el texto alguna pincelada de moralina. No obstante, por más que el autor no debe juzgar a sus personajes y he procurado cumplirlo a rajatabla, también pienso que un argumento que -tangencialmente- provoque una pequeña dosis de reflexión no viene mal ni a los jóvenes ni a los padres de adultos jóvenes.

¿A qué tipo de lectores va dirigida tu novela?

Creo que precisamente puede gustarles a estos dos grupos de personas, a adolescentes que se inician en las relaciones amorosas (yo diría mayores de dieciséis años) y a sus padres. Pero puede interesar a cualquiera que tenga o haya tenido pareja o hijos.

Ahora que lo pienso, esto que estoy diciendo es una redundancia, porque los hijos se suelen tener en pareja, jaja.

Bromas aparte, en mi experiencia -por el “feedback” que recibo de mis lectores- la disfrutan mucho los amantes de la novela contemporánea, que no pertenece a un género único. LA MIRADA VACIADA transita por la novela de suspense, la romántica y la erótica.

Finalmente, déjanos preguntarte por tu siguiente proyecto.

Pues en este preciso momento esa sería la madre de todas las preguntas. Porque, con los niveles de lectura que tenemos en el mundo hispanohablante, y en un caso como el mío -que he publicado en una editorial mediana-, el autor tiene que estar promocionando su libro continuamente, y eso me lleva muchísimo tiempo. Pero lo que en realidad me gustaría hacer sería acabar de revisar mi primera novela para intentar publicarla. O que los días durasen el doble y encontrar al menos la serenidad necesaria para escribir más cuentos.

Y, por cierto, quiero agradecerte, Mar, tu trabajo como reseñista de mi novela y esta entrevista, que para mí tiene un gran valor al ser tú especialista en Literatura Española y que además has realizado de forma totalmente gratuita. Muchas gracias, Mar.

Un placer; nos vemos en tu próxima novela.

]]>
https://ellibrodurmiente.org/entrevista-a-paqui-bernal-autora-de-la-mirada-vaciada/feed/ 0