122. Patria – Fernando Aramburu – 28 de julio de 2017

El viernes 28 de julio de 2017 nos reunimos para tratar una novela que ha suscitado muchas críticas positivas e, incluso, ha recibido los premios a la Crítica (2016) y el Francisco Umbral a la novela del Año (2017). Pero como trata un tema tan sensible a la sociedad española y, especialmente la residente en la región vasca, como es el terrorismo de ETA, en diversos medios también se han publicado varias críticas adversas; entre otras, tratándola de oportunista al tocar un tema tan candente y actual, o llena de tópicos en los personajes estereotipados que aparecen, o que es un ensayo bajo la forma de novela.

La sesión fue moderada por Vicente Penalva, interviniendo Lilia Garcia, Begoña Benito y Carlos Guevara. Tras el debate inicial, se abrió las intervenciones al numeroso público asistente, entre los que se encontraban varias personas residentes en el País Vasco y de vacaciones de Alicante, quienes al saber de la celebración de la actividad se acercaron para participar en ella.

Abundaron los comentarios sobre los aspectos formales de la novela, entre los que mencionamos su atomización. Materialmente, 630 páginas, estructuradas en 125 microcapítulos, en las que Fernando Aramburu convoca a nueve personajes en un rico marco espacial. El hogar, el cementerio, la taberna, la oficina, la calle, la iglesia, la ciudad universitaria, el garaje, la cama… pequeños lugares en los que los personajes hacen valer su voz, íntimamente relacionada entre ellos en un tema que marcará sus vidas en ámbitos más amplios como son el pueblo, la ciudad o el país, cuando no en otros más inmensos como es el de la propia subjetividad.

Otro aspecto que se destacó fue el lenguaje directo de la narración; no aparecen metáforas y otras figuras narrativas que los escritores suelen utilizar para estilizar un relato. Muchos asintieron que el estilo directo empleado es muy apropiado al tema, los personajes y el marco social. Asimismo, los personajes se presentan muy definidos e incluso -plantearon algunos- radicalizados en posiciones ideológicas antagónicas, resultando en el fondo del relato un cierto dualismo, que aparece en el mismo texto cuando, en muchas ocasiones, se emplea dos vocablos separados por una barra ( / ).

Respecto a lo real o imaginario del contenido, debatimos si con Patria Fernando Aramburu ha pretendido o no novelar el fenómeno del terrorismo etarra. Algunos de los participantes que residen en el País Vasco comentaron que muchos de los sucesos, situaciones o características de los personajes que aparecen en la novela ciertamente fueron o son así, tal como se relata, aunque no creen que el autor pretenda novelar el terrorismo en el País Vasco. No obstante, consideran que Patria es probable que ayude a conocer ciertas facetas del terrorismo que no se ha expresado en las obras de teatro, documentales o películas de cine que ya se han hecho.

Finalmente, destacar la presencia de varios jóvenes de entre 18 y 22 años, quienes comentaron que la novela les ha ayudado a conocer un poco más y mejor el fenómeno del terrorismo en el País Vasco, del que -dada su juventud- apenas sabían, salvo por las noticias que puntualmente han salido en los medios de comunicación. A partir de aquí se desarrolló un debate sobre la importancia de la lectura en la educación de los jóvenes, especialmente sobre temas socialmente “vivos” y sobre los cuales ellos tendrán que tomar decisiones e intervenir.

Facebooktwittergoogle_pluspinterestmailFacebooktwittergoogle_pluspinterestmail